haciendole justicia a luisito aguilè.

En la primera televisión  enorme aparato blanco y negro con sabados circulares de Mancera y Casino Phillips y Pinky y comedietas nacionales rosa palido, se cocinò mi infancia. Con amores y denuestos televisivos.  Luisito Aguilè estaba antes de irse a España, en el sesenta y tres. Yo entonces ni cruzaba la calle sin que me miraran. Ya me parecía  un tarado. Nunca superé esa idea.
Dicen que cuando Capusotto lo invitó a su astrakanada película como estrella (Soy tu aventura)  Aguilè no entendía nada, creía que iba de en serio, no podía entender que un homenaje capusotto es un cargada y también un homenaje. El tipo tenia ideas mas absurdas que el propio capusotto, cretinas, delirantes.

Hoy me di con esta valsesito medio argento pero agallegado que me gustò mucho, y euna lastima, era de luisito aguilè, luisito hasta su muerte, nunca llegò a luis.

y dije, dale, gorda, arrepentite un poco y posteá Embustero y bailarìn

Anuncios

si un arbol cae en el bosque y nadie lo escucha no hay sonido.Comentame que me gusta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s