en verso·textos de otros

bukowsky y los blogues. Un poema de bukowsky y un texto de Verboamerica


Un amigo de la casa, Verboamerica, ha publicado un bello postque ud. puede leer clikeando aca que bien me hubiera gustado escribir a mi. Me siento comprendida en las generales de la  ley, y es verdad, Barone dice que somos como poetas que nos leemos entre nosotros, Feinman dice que somos pelotudos, pero me quedo con Verboamerica.
Bukowsky mmmnnn!!!!

Confesión

Esperando la muerte
Como un gato
Que va a saltar sobre
La cama

Me da tanta pena
Mi mujer

Ella verá este
Cuerpo
Blanco
Rígido
Lo zarandeará una vez y luego
Quizás
Otra:

<>

Hank no
Responderá.

No es mi muerte lo que
Me preocupa, es mi mujer
Que se quedará con este
Montón de
Nada.

Quiero que
Sepa
Sin embargo
Que todas las noches
Que he dormido a su lado

Incluso las discusiones
Más inútiles
Siempre fueron
Algo espléndido

Y esas difíciles
Palabras
Que siempre temí
Decir
Pueden decirse
Ahora:

Te amo.

eramos tan jovenes

enredada en la melcocha otoñal


La insoportable, redonda y maravillosa luna de esta semana de otoño me esta matando. No se si es la luna o el otoño. Me saca lo peor de mi, me empapa de melcocha, derrapo en envaselinada saudade setentosa, hojas amarillas, letargo . No soy yo. Y lo peor de todo es la musica que me viene a la cabeza.
Si ud tiene menos de cincuenta años, le advierto que no le conviene perder el tiempo leyendo este post. Es que estas canciones son insostenibles, rockitos cantados como si fueran tangos. Y yo, que a veces no recuerdo el nombre por ej. de Chavez (¿como se llama Chavez) puedo repetir este tema vintage sin tararear , amelochandome mientras camino rumbo al laburo. Me falta una bolsa con comida para repartir a los gatos de la calle, porque voy hablando en voz alta. En realidad voy cantando. Esta cancion. (la subi yo al goear, a ningun insano se le hubiera ocurrido). Es Moris.¿asi sera mi futuro: comprando comida para gatos de la calle y cantando rock de los setenta??? Y encima, ni siquiera me gustan los gatos.
Es la melcocha. Como el eternauta, tendria que ir cubierta con una mascara plaf.
La melcocha es como el polen y la basurita que largaban las bolas de esos arboles que ya no estan mas.Unos arboles que se llamaban platanos y largaban unas bolas peludas que se deshacian y te daban alergia. La melcocha es la nostalgia de nadie sabe que pero viene de la luna y de las tardes de otoño. Y en vez de rinitis te da ganas de escuchar a Moris.No hay vacunas.
http://www.goear.com/files/external.swf?file=d9650bb

Uncategorized

el intelectual pajero.


leo en un blog , tirando al medio, (ya que no leo La Nacion) un comentario de beatriz sarlo sobre los blogs.
En el mismo acto pierdo respeto a los intelectuales, a  Puan, a la gente que escribe libros de verdad, no como los que escribo yo, que ni siquiera son libros, porque no tienen tapas ni hojas.
El analisis de Sarlo sobre los blogs es tan pajero y banal que podria haberlo hecho cualquier estudiante de periodismo del primer año, tratando de zafar, tratando de poner lo que él piensa que piensa el profesor. Ello deriva en la inmediata perdida de adjudicacion de Saber a la mencionada intelectual.
A la final eso no existe, eso de saber no existe.
(yo teoricamente lo tengo claro, es que a veces uno necesitaria que Otro supiera sin fisura, pero no,no es asi, cien veces no debo)
confiaré mas en mi.

Sin categoría

un capitulo de mi novela Kandor.


Jonatan, la poca data que tenia de Kandor la volque acá. Me gustaria que leas un capitulo de la novela, porque si la lees me demuestro que yo verdaderamente he escrito una novela, cosa que a veces pongo en duda. Cartesianamente, dudo de todo menos de que pienso.Al pedo, pero pienso.
Bueno, vos preguntaste de Kandor.
CAPITULO 4 Descripcion de Kandor.

Kandor descansa en una mesa. Una campana de sanguches de miga, con una nube que no deja ver su interior con claridad.

Adentro, miles de personas que no tenian nocion de que la ciudad habia hecho distintas trayectorias:desde un lugar sin nombre, al basural de la Villa Inflamable, del basural a los brazos de Norma y de ahí a la mesa de hacer los deberes en el comedor del departamento del fondo, unido a la casa de del viejo Soriano, la casa de la Beti.

Y no se daban cuenta por que esa nube gaseosa era como el liquido amniotico que permite que una futura madre suba un ascensor o se agache a lavar la ropa, sin que el feto advierta como todo a su alrededor cambia de coordenadas fisicas. Esa nube, visible para afuera, hacia adentro era atmosfera. Y solo en los dias claros, en los dias en que no hay movimiento, asi como en Buenos Aires se puede atisbar Uruguay, en Kandor se puede ver,con esfuerzo, el mundo de afuera.

Desde Kandor se puede ver el afuera, como desde mi terraza el infinito. Uno ve las estrellas, ve la anaranjada luna con los crateres y se acuerda de historias catolicas donde dicen que esta la virgen Maria, San Jose y el niño, tallados en la piedra lunar como los presidentes norteamericanos en el Monte Rushmore. Asi se ve desde mi terraza el infinito. Degradado, decepcionante si uno lo toma a la letra. Pero, algunas noches, sin necesidad de estar drogado con acido lisergico ni haber tomado un vino, ni haber leido a Baudelaire, ni cosa psicodelica alguna, algunas noches, digo, si estás en vena, podes intuir el infinito.

No es necesario preparación. Por ahí se esta en la terraza haciendo algo banal, supongamos juntando los soretes del perro, o los broches de madera que estaban en la soga y la tormenta desparramó, o quiza simplemente tendiendo la ropa. Y desadvertidamente, se levanta la mirada al cielo, en especial de noche, en especial una noche en que no hay humedad, en que llego la fresca. Digo, uno levanta los ojos y piensa ver la noche domestica y se produce como un abismo para arriba y resulta que se abrio la puerta del cielo y usted se encuentra atisbando el infinito, mirar el cielo es una revelacion.

Asi en Kandor se ve el afuera. Primero tiene que estar el liquido amniotico que protege la ciudad tranquilo. Ese gas amniotico, atmosfera que regula la seguridad de Kandor, de sus habitantes, de sus calles arboladas entre edificios de tres pisos, calles parecidas al Boulevar Artigas, yendo para Tres Cruces.

La mejor manera de contarle como es Kandor es pensar en los petit hotel, las casas señoriales que jalonan el Boulevar Artigas, pero sin boulevar, y sin tanta separacion entre ambas aceras. Si ud conociera Montevideo podria saber de lo que le hablo. . Montevideo es una ciudad donde en la arquitectura guarda (como no lo hace Buenos Aires,) cierto engolamiento, esa seriedad, esa pulcritud montevideana, que yo ligo con una dignidad de provincias.

Dicho esto con todo respeto.

Bueno, Kandor era asi., por lo menos la primera y engañosa vision que tuvo Alfredo.
Como el nombre es una convencion, yo puedo decir Kandor y Ud. pensar en la Kandor,de Superman, hermanita en algun sentido de la película Metropolis, de Fritz Lang,del 27,. La Kandor deSuperman en revistas mejicanas de DC Comics, que yo mismo hojeaba en mis aburridas tardes tirada en el fresco del pasillo a la hora en que nunca pasa nada, no tienen nada que ver con este mundo embotellado.
Superman visitaba una Kandor neoyorkina que en la que yo vi subir y bajar de ascensores a Cary Grant, y a Debora Kerr en películas como“Algo para recordar” , Esa no era la que habito Alfredo entre el 74 y el 80, si vamos a hablar de tiempo terrestre. El tiempo kandoriano no es reducible a tiempo terrestre. Es como si ud. quisiera contar plata con notas musicales. Distinta estofa.

Kandor tenia mas o menos el diámetro de una ciudad pequeña, a veces limitarse a solo cuatro manzanas, otras veces se extendia con montañas alrededor, que la encerraban y la cercaban. Pero la mayoria de las veces era una ciudad de provincias con edificios de no mas de tres pisos, parecida a ciertos barrios montevideanos hechos en los cincuenta.

Si uno apoyaba la nariz en el vidrio y el gas amniotico estaba estable usted podia ver( como Julio miraba el pescado axolot) a la gente que transitaba, cruzaba las calles. Cuando me contaron de Kandor por primera vez recorde un capitulo de los Simpson donde Lisa pone su muela en coca cola para un experimento escolar y en ese caldo se crea un pequeño universo.

En realidad, si los mitos tienen algo de verdad, este Kandor levantado en la mugre de Villa Inflamable,pudo haber sido parte de la cosecha de ciudades que el androide Brainiac, un villano de esos que se las traen y que justifican que necesitemos superpoderes para lograr el yin y el yan que compense toda esa maldad.

Asi como el Kandor de Superman era un cacho de Kripton metido en la botella, el Kandor suburbano era un cacho de mundo,que se habia transformado en otra cosa, tal como una oruga se transforma en mariposa, una linda mascota en un gremling o nuestro cuerpo en una osamenta.

Kandor habia quebrado el orden del tiempo y del espacio. Sus leyes no lo controlaban del todo. Entonces el pequeño universo que contenia era una amenaza para aquellos que gustamos de que el piso esta abajo, el cielo arriba y las cosas sean estables y previsibles.

eramos tan jovenes

le tengo miedo a la melcocha.


miel derrapada, melcocha pegadiza, tengo miedo que si me dejo llevar por mi espiritu de hoy pueda transformarme  en una gorda naif que habla del sol y la luna. Entonces, guarramente, apelo a la rabia setentosa, luna park hecho trizas, billi bond en su peor momento, otra que riff, el gordo billi bond alucinado gritando contra la policia (año 71) No me hubieran dejado ir, seguro lo lei en la pelo.
No quiero que se diga de mi “es un alma sensible”, Disimularemos la melcocha entre los pliegues de este bonito tema cuyo estribillo (si mal no recuerdo) insta a que “salgan al sol, paquetes, salgan al sol revienten”
Una tiene una fama, y no quiere tirarla a la pira bautismal asi nomas. Este post tiene como principal finalidad contrarestar la melcocha que me habita. y ha quedado expresada en el anterior. Ying/Yang.http://www.goear.com/files/external.swf?file=220cded

tiempo

el sol bajando visto desde el agua en la costa de Portsmouth en Inglaterra


Laura tiene un observatorio astronomico en su blog la insoportable finitud del vermicelli. Uno diria, un gadget mas. Pero ella tiene al sol alli hoy

y yo se lo afano para nosoyloquedeberia. Un sol desde la costa de Portsmouth . No puede ser que las cosas sean tan bellas, hasta me hiere esa belleza..Hay un punto donde la belleza lastima,. (puede tal vez que yo este un poco fisurada, no lo descartaria como hipotesis que sustenta la afirmacion anterior).
http://www.goear.com/files/external.swf?file=bccc93b

Sin categoría

Ustedes vieron la luna ayer a la noche??


selenauta, hombrecitos de queso caminaban por la luna ayer. Bah, no, es mentira, pero era un luna redonda y gorda que daba gusto mirarla. Venia en un remis, con las bolsas de la compra, y el remisero hablando de la malaria (en el shopping no habia nadie, fin de mes, empece a escuchar, este es el octavo viaje en todo el dia. Entonces tome una medida audaz, innovadora, y comence a desviar arteramente, el topico de charla hacia la luna.
¿vio la luna?  dije deslizandome desde el malestar al cielo.¡ Mire el cielo (ni me gaste en inventar metaforas, agarre la mas obvia) parece que se esta incendiando a esta hora!!!
Y segui, a mi pujante e incidiosa modalidad “menos mal que tenemos ojos, si fueramos ciegos no podriamos ver estos colores (ocres dije, total que importa)!,
El hombre no sabia como volver a insertar el malestar en la conversa. Es que la luna tiene eso. Hablas del cielo y lo dejas al otro sin argumento.
A la final me pregunto si era evangelica.
No, dije. Simplemente creo en la luna ¿cuanto es? y llegue a mi casa cuando el incendio del cielo se habia apagado y tenia que agarrar las cosas para ir al laburo de la noche. Y si leyeron hasta aca, como bonus track,por el aguante, les pongo un poema ad hoc de Jaime Sabines, poeta mexicano que se cago muriendo hace un par de años. Vivia en Chiapas, se ve que el lugar da buenos poetas.

La luna se puede tomar a cucharadas
o como una cápsula cada dos horas.
Es buena como hipnótico y sedante
y también alivia
a los que se han intoxicado de filosofía
Un pedazo de luna en el bolsillo
es el mejor amuleto que la pata de conejo:
sirve para encontrar a quien se ama,
y para alejar a los médicos y las clínicas.
Se puede dar de postre a los niños
cuando no se han dormido,
y unas gotas de luna en los ojos de los ancianos
ayudan a bien morir

(Jaime Sabines