Uncategorized

En el conurbano a las personas le van a nacer alas de tanto comer pollo. Cambio en las mesas bonaerenses.


Mi rutina implica dar clases en cuatro escuelas de promotores de salud, tres de las cuales están ubicadas en barrios en “situación de vulnerabilidad social” Bah, en barrios pobres. La otra escuela queda en el hospital Gandulfo , con la connotación de cualquier centro comercial en el par de cuadras cuyos comercios están abocados a las necesidades de los que concurren a hospitales públicos: fajas, remedios, ortopedia, agua mineral, camisones, comida barata.

Como vivo en Lanús y me manejo en colectivo, ese trabajo me lleva entre ocho y diez horas de colectivo por semana, deambulando por zonas de mierda, donde como digo siempre, en mi infancia era “puro campo”: zonas inundables, pobres, de inmigrantes, de lozas y casas sin terminar:  el olimpo, La Noria, la rivera sur, las margenes del Camino Negro.

Yo voy en colectivo pensando en mis cosas. Pero mi ojo le lleva a mi cerebro imágenes y en algún momento hago sinapsis y me doy cuenta que hay demasiadas iglesias, que hay demasiados coches hechos bosta, y demasiadas pollerías o granjas.Resultado de imagen para pollo sexy

Las pollerias han suplantado a las carnicerías. 3 kilos de pata/muslo van desde los 99 pesos a los 120 pesos. Con eso no compras un kilo de milanesas. Pero de verdad casi no hay carnicerías. Uno se imagina que la proteína ingresa por vía de la carne de pollo. Supongo que es proteica de buena calidad. Pero lo que quiero marcar es como ha cambiado la mesa argentina, donde nunca faltaba un churrasco, un puchero de carne vacuna o un asado patrio.Resultado de imagen para asado patrio

Lo dicho, si seguimos así, nos van a salir alitas de tanto comer pollo. Hoy en el colectivo que me llevaba de Fiorito a la estación de Lomas una mina -pobre- le decía a otra que su suegra iba a regalarle para la fiesta de casamiento “un cajón de pollo”. Me dí cuenta que era el equivalente simbolico de “la carne de asado” en tiempos mas amables.

Resultado de imagen para pollo sexy

yo quiero que vuelva la carne a la cacerola, la colita de cuadril, el roast beef en la salsita.

No quiero comer mas pollo, señores gobernantes. Además ¿vieron alguna vez esos horribles videos donde torturan a los pollos con luz de día, sin pico, hacinados en cajones, sin posibilidad de deambular?
Nos va a agarrar un karma de pollo y de esa no salimos mas.

Uncategorized

Cristina en Arsenal. La vuelta de la yegua.


https://twitter.com/inst_PATRIAar/status/877272316929036288

Fui al acto de Cristina cuando dejó el poder, y hace no tanto, a escucharla en la Universidad de Lanús. Estoy  sobrepasada de penitas y eso me vampiriza la gana. Ni pensé en ir. Pero mandé corresponsal  (mentira, él es muy generoso y me escribió una crónica) y lo vi por tv.  No me gustó que pusiera a personas como ejemplo de cada una de las horribles políticas del  gobierno kirchnerista, pero dicen los que sabe que eso tiene impacto. Ella estaba ahi, parada, con el carisma chorreandole por las patas y mucho mas suavecita pero firme como siempre.

La crónica recién salida del horno, de Humberto Bianchetti, cuya amistad me honra

Soy de rumiar, y como me gusta mucho estuve haciéndolo toda la semana, coqueteando con la idea de ir al acto de Cristina.

Guasapeando brevemente ayer con mis compañeros de secundaria que están más brotados que nunca con eso de ustedes y nosotros, hablando de Cristina como  “esa señora que va por los fueros” , el país que dejó y sandeces varias, me dije: es tu lugar de la grieta, a bancarlo y me fui como voy siempre, sin chori y sin micro, con el bondi y dos turrones en el bolsillo como postre.

Después del locro fui a la parada y apareció el primer escollo. El 271 tardó más de lo pensado dando cuenta yo de mi postre más temprano que tarde. Ya casi al borde de volverme para al lado mío una camionetita chiquita y me preguntan si estaban lejos de la cancha de Arsenal, voy para allá le digo, llevame y te indico. Alcoyana milagrosa.

Ya en Mitre y la que da a la cancha se empezó a sentir el calor de los actos. Mucha gente afuera esperando que empiece para verla aunque sea por las pantallas. Como estaba solo empecé a caminar hacia el estadio, gente, gente y más gente. Muchos puestitos con remeras estampadas Macrigato, chori, chipá y patys. No había bronca, había una calma cercana a la que imposta un náufrago esperando rescate.

Escuchando a Cristina en el acto la noté conciliadora, casi light para mi gusto y con la certeza de no prender ningún cartucho para que nadie se espante. Es muy evidente que la idea es conciliar y juntar la mayor cantidad de almas que se pueda. No hubo pronunciamientos de candidatura, no hubieron otros oradores. Sólo Cristina, la tarima y la gente.

Me volví con ganas de haber escuchado algo más picante, si bien la descripción de la realidad fue quirúrgica (“Les complicaron la vida a todos los argentinos” fue un resumen más que certero). Pareció más bien que le habló al ciudadano común, no al militante. Tuve la sensación que comunicacionalmente nos matan que estamos al garete. Es la derecha más inteligente que nos ha gobernado y la más inescrupulosa.

Me volví rápido como lo hago siempre, me acuerdo cuando fui a verla en el inicio de sus últimas legislativas, marzo del 2015 que llegué a casa después de caminar entre una gigantesca muchedumbre en el Congreso y todavía estaba hablando, increíble.

Cristina y el pueblo que la ama y  siente la orfandad.

Mostrando index1.jpeg Las fotos tambien son de Humberto, no serán las mejores,pero son exclusivas. El amor a las políticas K es en cambio compartido. Mostrando index.jpeg

Uncategorized

el cordobazo


No viene mal recordar que hubo gestas obreras. Que hubo sindicalistas épicos que no tenían casas con dos piscinas y que no engordaban cuentas en Suiza, y que no transaban con el poder. No viene mal saber que hubo un Cordobazo, que la gente se empezó a dar manija y manija y manija y logró cosas que ni sabía que iba a lograr

A Tosco. Poema de Armando Tejada Gómez




Sí Tosco, sí Agustín,
 
como hace la madera,
 
con la tenacidad de la flor que no cesa,
 
de ese modo Agustín, Tosco como la tierra
 
en donde el Cordobazo alzó su polvareda,
 
como ese grito tuyo que sale de las fábricas,
 
de los talleres grises y las villas miseria.
 
Sí Agustín tumulto, de esa manera entera,
 
avanzamos contigo y con la clase obrera.
 
 
Nadie sabe en qué aire te volviste bandera
 
transparente Agustín de overol primavera.
 
Toscamente Agustín, sangre de sangre nuestra
 
córdobamente hermano para que el día vuelva
 
contigo en cada nido, en cada campanario.
 
Y el motín de palomas que de tu sangre vuela.
 
Nadie se ha detenido, nadie ha dicho me rindo;
 
a cada santo y seña tu multitud regresa,
 
con los puños en alto hacia la vida nueva,
 
y tu overol azul de patria en primavera.
Armando Tejada Gomez
 
 
Uncategorized

el gran poema peronista


Yo no soy peronista, pero según este hermosísimo poema, también soy peronista

 

Carlos Godoy. Escolástica Peronista Ilustrada.

el único
peronismo 
es
el de su extinción

ya no son peronistas
los poemas
con huesos
por todas partes
los ciclistas
son
los ciclistas
en bicicletas de paseo

la historia
es peronista

una bicicleta
de paseo
es
el giroscopio
peronista sin caretas

no existe
la vanguardia
peronista
es un invento.
la matemática
es un invento
el peronismo
es un invento



los domingos
con el solcito
suave
y las veredas un poco
húmedas
al despertar
son peronistas

las panaderías
son peronistas

casarse
por iglesia
es peronista

los punteros peronistas
son barrabravas
sacados de las canchas
y puestos
en los comicios
con la misma
furia
que en un para avalancha

un peronista es peronista
si
y solo si
premia
lo miserable

mamá es radical
por que
en campaña
le regalaron una cuna
a los meses que yo nací
los radicales
también
son peronistas

los presidentes
son peronistas


no hay lecturas
obligatorias
en el peronismo

perón
tenía una pija enorme
la mostraba
con insistencia
a sus compañeros
en los baños
del liceo

los días de aburrimiento
en hojotas
son peronistas

los ex represores
son
peronistas

la historia
es peronista
como se viste tu mamá es peronista
igual como se viste tu hermana

pajearse antes de dormir
la siesta
o en el baño de la escuela
en una hora libre
pensando en la
novia de tu amigo
es peronista

espiar a tu mamá
mientras se cambia
es peronista

gorrear a la bruja
es peronista




tener hijos
ponerle nombre
mostrarlo
decir a todo el mundo
que se lo ama
es peronista

el amor a la madre
es peronista

el amor a tu mamá
y a tu hermana
también
es peronista

culear en
casa de la nena
mientras los papis
vacacionan en la costa
es peronista

bajar pornografía
y guardarla
en carpetas
tipo
“estadísticas 2003”
es peronista

mis topper
celestes
son peronistas
la conformación
de clases
de acuerdo
a los gustos
musicales
tu mamá
y tu hermana
también

el fútbol
argentino
es peronista

bañarse los domingos
lo es

el menemismo
es peronista

los simpsons
son recontra
peronistas

los artistas
que marcan tendencia
no son peronistas

lo divertido
es peronista
lo ridículo
lo grasa
lo feo

una buena
pelea callejera
a la madrugada
en la cañada
es peronista

una puteada
entre autos
es peronista

los clásicos son peronistas

la cortesía
en el bocinazo
de un bondi a otro
es lo
mas peronista

los policiales
de conti
son peronistas

lo peronista
es instintivo

tener
la casa con las
paredes pintadas
de blanco
es peronista

decir
que no hay peronismo
es peronista

tomar merca
a los 16
en sacoa
es peronista

odiar a los hippies
es peronista

usar medias
diferentes en cada pie
o rotas en los talones
(da igual)
es el himno peronista

la canción peronista
es peronista
cantarla en una fiesta
de quince
mucho mas

rascarse
las bolas en jogging
y después olerse
la punta de los dedos
sentado
en la pirca
de la casa del vecino
es peronista


un buen chiste
cordobés
es peronista
tu mamá
y tu hermana
haciendo las ensaladas
lo son

todo lo macho
es peronista
un falo en un punta
una tirada de goma
también

escribir
en los pupitres
“el que lee esto
se come la del burro”
es
participación
educativa peronista

lo ario
primer mundista
no es peronista

viejos jugando
al fútbol
con indumentarias
pasadas de moda
es peronista

tener apellido
español
o italiano
es herencia peronista

ser hincha de un equipo
de la C
es orgullo
peronista


las dentaduras
podridas
son peronistas

todo lo que sobrevivió
al menemismo
es peronista

esperar
que den
las películas
del cine
en los canales
de aire
es peronista

hacer paro
ir a manifestaciones
es peronista

criar culo
y panza
es fisiológicamente peronista

la policía
reprimiendo
es un paisaje
peronista

giordano
es peronista

comer con la tele
es peronista

los sanguches de mortadela
son peronistas
las verdulerías
y las canicerías

un guiso de mondongo
es la oda peronista

la justicia
es peronista

el concepto de barrio
es peronista

lo lascivo
es peronista

llamar al grupo de amigos
“banda”
es peronista

la bicicleta
es un vehículo de
dos ruedas
peronista

un pedazo
de carne
embutido
en el agujero de la muela
es peronista

faltar a un parcial
en invierno
por cojer
es peronista

tener muchas
llaves colgadas
de la cintura
es estética peronista

una camisa
manga largas
arremangada
es un canto peronista

un banco
de una plaza
destruido
es peronista

romper los cordones
de la vereda
para obtener
proyectiles a medida
es peronista

dormir en calzoncillos
es peronista

decir comentarios
reaccionarios
en la mesa
es la poesía peronista

edmundo
rivero
es peronista

desayunar
té con pan pelado
es peronista

tocarse el corazón
cuando suena
el himno
es peronista

cagar con campera
es incómodidad
peronista

ser
“fana”
de cualquier cosa
es peronista

comer salame con vino
es peronista

los hijos
mezcla
de clases
son peronistas

un crucifijo
fluor
que brilla en la oscuridad
es peronista

tu mamá
y tu hermana
haciendo
compras son la
gloria peronista

las profesoras
pinturraqueadas
que dictan
rápido
con los brazos
tensos y los puños
cerrados apoyados
en el escritorio
son peronistas

el manual
estrada
es instrucción
peronista

odiar a la cana
es peronista

ir a la cancha
es peronista

el chori
sin cuidados
bromatológicos
es peronista

el bombachón
de tu abuela
flameando
en la soga
de la terraza
es peronista

mostrar
el culo
por las ventanillas
es peronista

soriano
escribe
thrillers
peronistas

un zurdito
de la revolución
perdida
es la resaca
peronista

anotar
caminando por la calle
sobre la palma de la mano
el número de teléfono
de un departamento
que se alquila
es romance
peronista

quedarse
con un perro
callejero
es peronista

el concepto
de familia
es peronista



la musculosa
blanca
debajo de la camisa
casi transparente
es peronista

las camperas
marrones
símil cuero
ceñidas
en la cintura
son mafia peronista

cazar
es peronista

el boxeo
es el deporte
por excelencia
peronista

hemingway
era bien peronista

cortazar
ni borges
son peronistas

la damajuana
es el recipiente
peronista

la autoridad
de un taxi
es peronista

el trapo del piso
es el lienzo peronista

la merluza
con el tango
son el slogan
peronista

las pajas
colectivas
son un descubrimiento
peronista

no existe
la debilidad peronista

la mugre
es un accesorio
peronista

el asado
es una expropiación
peronista
a los gauchos

los gauchos
no son peronistas

los edificios
de seis pisos
con manchas de sarro
en la fachada
y balcones
son construcciones
peronistas

no
existen soberanos
peronistas

todos
los partidos políticos
son peronistas

usar
una chomba
con el estampado
de una banda de rock
es adolescencia
peronista / menemista

los que juegan
al rugby
al golf
al water polo
al tenis
al jockey
se la pone
fácilmente
de parado
en los vestuarios limpitos
un peronista

el albañil
es el obrero
peronista

la calva
involuntaria
y desprolija
es madurez
peronista

eyacularse
en los calzoncillos
es peronista

decirle
al semen
gustavo
es dialecto
peronista

la ginebra con coca
es la bebida
peronista

mandar escabeche
en una encomienda
a un hijo que está lejos
es peronista


la pedofilia
es un lapsus
peronista

los travestís
son el invento
peronista

las propagandas
del mundial
son peronistas

un fútbol
con cascos hexagonales
negros y blancos
es peronista

una nenita
haciendo pis
sobre la vereda
desde lo alto
sostenida
en brazos de su padre
es rock and roll
peronista

aprobar un examen
sin estudiar
es peronista

los cintazos
a los hijos
son el sermón
peronista

la innovación
no es
peronista

darse vuelta
para mirar
un culo
es un movimiento
peronista

la subsistencia
es peronista

el plagio
es peronista

un almacén
improvisado
en la ventana
del living-comedor
que da a la calle
es peronista

las botellitas
descartables amontonadas
en las paradas de los bondis
son peronista

las camperas adidas
azules
con rayas blancas
desde
los hombros a los puños
son peronistas

los bailes
son peronistas

la mona
es peronista

ficciones
de borges
es peronista

rayuela
de cortázar
es peronista

los cementerios
municipales
son peronistas

alberdi
es peronista
Carlos Godoy (Córdoba, 2 de julio de 1983) es un escritor argentino. Estudió Letras en la Universidad Nacional de Córdoba y publicó varios libros de poesía entre los que se destaca Escolástica Peronista Ilustrada, uno de los primeros libros en retomar la temática del peronismo en el siglo XXI. También participó de varias antologías de jóvenes narradores como Un grito de corazón (Mondadori, 2009). En el año 2012 publicó el libro de relatos Can Solar (17Grises), en el 2014 la novela La construcción (Momofuku) que retoma la problemática de Malvinas y en el 2017 publicó Europa (Triana) su primer libro de ensayos. Algunos de sus textos han sido adaptados para teatro por el director y realizador Gustavo Tarrío. Actualmente coordina talleres literarios, colabora en diversos medios nacionales e internacionales como crítico cultural y trabaja como asesor político. La editorial 17Grises prepara para este año su poesía completa.

Godoy en la quinta.JPG

Uncategorized

este año que me empieza en mayo


Este año que me empieza en mayo son los 61. Los sesenta me trajeron un nieto con los ojos tan abiertos y hermosos que hago la broma que parece el Sr. Burns saliendo del bosque totalmente drogado. Me trajeron la lectura en un bar de cuentos y poemas porque alguno pensó que soy una escritora “de verdad”, me trajeron un premio de un cuento que valoro mucho porque valoro mucho a los jurados y me trajeron un susto muy grande por la salud de mi compañero. También me trajeron penuria económica, la liquidación de lo que ahorre durante los últimos años y la suspensión de unas vacaciones en Brasil porque la viyuya me es esquiva.

Resultado de imagen para sr burns bosque drogado Pero hambre  nunca pasé y si quiero me baño dos veces por día con agua caliente y bien mirado entre las cremas que desperdicio en mi cara y los libros que compré este año, una familia de seis come una semana.

Por eso agradezco este video, me hace bien, me alinea las prioridades, me ubica, me sana. Yo soy Darín,nunca seré Fantino.

Uncategorized

consejos para mujeres que esperan que los hombres se jueguen por ellas, desde hace largo tiempo.


En la revista Polvo,-a la que le tengo gran estima, fundamentalmente porque me publicó dos cuentos- uno de los míos, por lo menos en cuanto la deriva académica,  un psicoanalista que es graduado en Filosofía (y mis lectores deben saber que esta  psicologa que soy yo va a empezar a cursar Filosofía en este próximo cuatrimestre), llamado Luciano Luterau, escribe sobre esa particular configuración psíquica tan afecta caer (?) como polvo de hada sobre la masculinidad: la neurosis obsesiva.

El obsesivo se defiende enamorarse, esa posición “femenina” de que algo que me falta lo tenga el amado….  Y siempre están las minas, las que esperan “algo” de un obsesivo y vanamente, señores, vanamente.
Dice Luteau, en un artículo magnifico

Si un tipo no deja que le cambies la vida, siquiera un poquito, no vale gran cosa. La vas a pasar bien, puede que te guste mucho, te vas a enamorar, pero no vas a llegar muy lejos. Quizá vos no quieras llegar muy lejos, pero ¿vos sabés lo que querés? Seguro no querés estar en esa posición de esperar al otro, ni tener que pedirle que cambie, porque no solo eso no se puede pedir, sino porque los tipos no cambian. Los tipos se dejan cambiar, viven pasivamente el amor, por eso se defienden de esa pasión como del demonio. Y no es algo que tenga que ver con la voluntad. Es más básico: si un tipo no se deja cambiar la vida de entrada, no lo hará nunca. Es un auto usado que sólo sirve para taxi, pero no para viajes largos. Quizá quieras un tipo para moverte por capital, que te lleve y te traiga, es cómodo, pero ¿vos sabés lo que querés? No es lo que pensás, es lo que se piensa en vos mientras vos crees que pensás. No importa que sea bueno, lindo o lo que sea, ni siquiera importa si cambia, sino si se deja cambiar la vida. Aunque te diga que le rompés las pelotas, o que a veces no te soporta, pero que sepa que si no se deja está haciendo las cosas mal, que vaya a las puteadas pero no sienta el alivio de no ir, de zafar, ese es el indicador. Es un consejo, para que no sufras por algo que no vale gran cosa.